domingo, 15 de noviembre de 2015

178

Escribir poesía es trabajar en el vacío, de la misma forma que ensayar una escena de teatro. Uno va tantea, juega, prueba, se sumerge, choca, sangra, elige, descarta y vuelta a empezar. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada